El Congreso perdería su tiempo si intenta remover al procurador: Bush.

0
14

Washington, 24 Mar (Notimex).- El presidente George W. Bush

advirtió hoy al Congreso que perdería su tiempo y generaría debates

innecesarios si persiste en su demanda de destituir al procurador

general, Alberto Gonzales, como sanción por el despido de fiscales.

“Los miembros del Congreso enfrentan lo que escojan: o pierden

su tiempo y provocan confrontaciones innecesarias, o se nos unen y

trabajan en asuntos del pueblo”, declaró Bush en su mensaje radial

sabatino, en el que también insistió en aumentar las tropas en Irak.

Bush reafirmó que “apoyó firmemente al procurador general en

esta decisión” de despedir a seis procuradores federales.

La bancada demócrata en el Congreso y algunos republicanos han

pedido la remoción de Gonzales al investigar si el funcionario ordenó

los despidos en represalia por procesos de los ex fiscales que

afectaron intereses republicanos y de la administración Bush.

En rueda de prensa el pasado 13 de marzo, Gonzales negó estar

involucrado personalmente en los despidos, pero el Departamento de

Justicia dio la noche del viernes al Congreso transcripciones de una

reunión del 27 de noviembre de 2006 que contradicen a Gonzales.

En su mensaje a la nación, el presidente Bush reiteró la versión

del procurador general acerca de las razones para remover a los ex

procuradores regionales.

Bush dijo que “en meses recientes, el Departamento de Justicia

determinó que se serviría mejor al país con una nueva dirigencia en

varias de esas posiciones” de procuración de justicia; “yo apoyo

firmemente al procurador general en esta decisión”.

El mandatario lamentó que “las renuncias (que presentaron los

seis ex funcionarios) se hayan convertido en un espectáculo público”

y consideró que “mi administración ha presentado una fórmula

razonable sobre este asunto de procurador general”.

El mandatario también reafirmó que vetara cualquier iniciativa

del Congreso que se oponga a aumentar tropas en Irak.

Aseguró que vetará propuestas “que llenen condiciones que

impongan políticos en Washington, quienes sustituyen con su propio

juicio al de nuestros generales en Irak”

Pese a que la mayoría del Congreso aprobó la víspera una

iniciativa para retirar las tropas estadunidenses en Irak en 2008 y

desestimó una propuesta de Bush para reforzar con 21 mil soldados el

despliegue bélico en ese país, Bush insistió en aumentar efectivos.

Dijo que “el reloj corre, el secretario de Defensa ha advertido

que si el Congreso no aprueba fondos de emergencia para las tropas

para el 15 de abril, nuestros efectivos enfrentarán adversidades

significativas, lo mismo que sus familias” en estados Unidos.